viernes, 17 de septiembre de 2010

Yao Ming vuelve precavido / Los Rockets hablan con Dampier

Una foto del archivo de nba24.wordpress.com, cuando el hermano de Stan, Jeff Van Gundy aún estaba a cargo del conjunto
El pívot chino, Yao Ming, volverá al fin a jugar con la camiseta de su equipo en un partido oficil, tras la fuerte lesión que le obligó a estar todo este tiempo en el dique seco. Yao era, junto a T-Mac, uno de los pilares de Houston en el 2009. Tras la lesión de McGrady, Ming cobró el papel de la estrella de la franquicia tejana. Jugando más de 30 minutos por encuentro, y dada su relativa facilidad para lesionarse, vio como un nuevo dolor le acechaba. Se lesionó en el pie, y se mantuvo sin poder estar en pista durante todos los 'Playoffs' y este año. Entonces llegó el caso de Mutombo. Un jugador muy mayor, que no podría, teóricamente, disputar muchos minutos en la cancha. No parecía quedarle mucho para su retirada, pero tuvo que forzar la misma tras una durísima lesión ante Greg Oden, en el 2º partido de la post temporada del 2009. Una mala retirada para un jugador histórico, y una difícil lesión de un 'center' activo. Todo aquello por no equilibrar bien los minutos en de ambos '5' sobre el parquet. ¿Culpa de Adelman? No creo, simplemente constituyó un traspiés para el equipo. Un traspiés que llegaba a Texas en el peor momento posible en la franquicia...
Este año, los Rockets no tuvieron más remedio que continuar adelante sin Yao, y por supuesto sin Mutombo. No demostraron mal juego sin un 'center' dominante, pero el gigante hacía falta, y no pudieron entrar este año en los 'Playoffs'. Ahora, el imponente jugador de 2,28 metros de altura (cifra tan alta que me recuerda al ya difunto 'Gigante Amable', Manute Bol) vuelve, con una condición: no superar los 24 minutos por encuentro. En su reserva, aguarda Brad Miller.

En ese mismo orden, los Rockets también se han mostrado interesados por el nuevo agente libre, Erick Dampier, y le han formulado una oferta formal de 2 millones, con un segundo año opcional (que viene a ser la bi-annual exception). No obstante, será difícil hacerse con sus servicios, ya que no son los únicos interesados en él. El nuevo 'Dream-Team' de la Liga, Miami Heat, tienen sus ojos en él. Como contrato, podrían ofrecerle un 1,3 millones restantes, el mínimo salarial. Junto a él, más y más equipos van tras el que es posiblemente el agente libre más cotizado del mercado actual: Toronto Raptors, Phoenix Suns, Atlanta Hawks y Memphis Grizzlies, pudiendo ofrecer estos últimos 2,7 millones por una temporada.  Lo único concreto a día de hoy favorece a los Rockets. Houston es la única franquicia con una oferta formal.
Fuente: UltimateNBA.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario